Una experiencia vinícola con Alice Tourbier, propietaria de Les Sources de Caudalie

Una experiencia vinícola con Alice Tourbier, propietaria de Les Sources de...

Alice Tourbier es la propietaria de “Sources de Caudalie”, un hotel recientemente ascendido a la categoría de “Palace”, una distinción que solo 23 otros establecimientos poseen en Francia.

El castillo de “Les Sources de Caudalie” está anclado en los viñedos de Château Smith Haut Lafitte en Martillac, cerca de Burdeos, en Francia. Tourbier ha dejado que las cámaras de “Living It” descubran los secretos de su suntuosa propiedad.

“Creo, explica Alice Tourbier, que hemos conseguido crear una verdadera unión, un viaje experimental particular en torno a la uva tendiendo puentes entre los viñedos, nuestro restaurante que se denomina “Grand’Vigne” y el spa donde proponemos la gama de productos Caudalie, una marca de productos de belleza bio fundada por mi hermana Mathilde Thomas.”

La propiedad posee su propia fuente de agua termal situada a 540 metros de profundidad, no muy lejos del spa. El equipo utiliza esta fuente natural en combinación con cremas y exfoliantes ricos en polifenoles, un agente antienvejecimiento bien conocido descubierto en las pepitas de uvas. Además, el agua de uva obtenida en la fabricación del vino rojo sirve como refrescante de la piel. Desde hace 18 años, este establecimiento es uno de los pocos en el mundo que ofrece cuidados a base de técnicas de vinoterapia.

“En el pasado, la región no era considerada un destino de lujo, no atraía a muchos turistas.Somos pioneros. Al principio, contratamos a personas que no eran profesionales. Hemos formado a nuestro equipo desde cero. Hoy trabajan en “Les Sources de Caudelie” 125 personas y cada una de ellas es consciente de las diferentes actividades que se practican en la propiedad”, recuerda Tourbier.

El Château Smith Haut Lafitte data del siglo XIV. Durante siglos ha servido de taller para numerosos oficios como el de toneleros de barriles de vino rojo, herreros de caballos con arneses para los viñedos de vino blanco. Hace unos años, la dirección del castillo se aventuró en la industria del vino con la instalación de una bodega ecológica denominada “chai furtif”. Una de sus innovaciones consiste en un sistema que captura y transforma las emisiones de CO2 en bicarbonato de sodio multiuso.

“Es un lugar de vida, un ecosistema circular del que estamos muy orgullosos”, comenta Alice Tourbier. “Mi lugar preferido es nuestro huerto bio. Tenemos también una quincena de gallinas que producen huevos y que servimos en nuestro restaurante. Hemos añadido una colmena hace poco, también un grupo de cabras enanas para proteger a las gallinas de los zorros”, añade.

La simbiosis entre la gastronomía, el bienestar, la experiencia turística y la confidencialidad que caracterizan Les Sources hacen que sea un lugar ideal para que los artistas vengan a cambiar de aires. Algunos han sido invitados por Alice Tourbier para exponer sus obras de arte.

La “Lièvre de l’hospitalité” del escultor galo Barry Flanagan (1941 – 2009) que salta por encima de los viñedos vigila la propiedad: “Estaba ahí antes de que abriéramos el hotel, como un signo”, explica Alice Tourbier que recuerda la última vez que Flanagan vino a ver su obra antes de fallecer. “Solo existen tres otras liebres como esta en el mundo. Tenemos suerte de poseer una en Sources de Caudalie “.