Morgan Motors: automóviles ensamblados a mano. Una marca legendaria

Morgan Motors es una empresa automovilística británica familar, fundada en 1909. Desde los legendarios coches de tres ruedas hasta el modelo más reciente, completamente eléctrico, la producción siempre se ha realizado en West Midlands, en el centro del país.

Jonathan Wells, jefe de diseño de Morgan, dice que si él “tuviera que resumir qué es Morgan a alguien que no está familiarizado con la marca, diría que es el auténtico y ligero coche deportivo británico. Ensamblado a mano, personal y completamente único.”

Morgan es uno de los fabricantes de automóviles más antiguos del mundo, tiene una amplia historia y clientes muy leales. La técnica de la manufactura de los coches no ha perdido comba, y hoy alían su saber hacer a las innovaciones tecnológicas más punteras en la industria automovilística.Wells subraya que en sus “coches utilizan técnicas de diseño y motores muy modernos, trenes de transmisión… tecnología muy competitiva. Pero sobretodo, la construcción es artesanal, lo cual implica construir un marco de madera, esculpirlo dándole forma, instalar la mecánica del automóvil y realizar la cubierta superior de aluminio.

Trabajamos mano a mano con los chicos de la planta en la que se construyen los coches. En cuanto tengo una idea, voy a hablar con el chapsita para ver cómo podemos cortar la chapa o con el carpintero para ver cómo se puede hacer tal cosa. Y muy menudo, mejoran el diseño.”

Se necesitan ocho semanas más o menos para construir un coche. Producen unos mil al año. Es proceso lento. Prima la calidad sobre la cantidad.

Well dice que “hay familias de esta zona que han trabajado generación tras generación en este saber hace tan antiguo en Morgan. Nuestro reto es asegurarnos de que hay una corriente constante de nuevas habilidades. En tanto que empresa, nos apasiona formar a los jóvenes, inculcarles esta manera artesanal de trabajar y aportarles algo que es valioso para su futura carrera también.”

Y nos encontramos con que la historia a veces se repite. Si nos fijamos en los detalles de los coches de los años 40 resulta que los tonos cobrizos y las alfombras de lana son también muy populares ahora. Así que somos capaces de retomar el pasado y convertirlo en algo muy actual”.

Gracias por ver este video de “Savoir-Faire”. Síganos en las redes sociales en “Living it”.

Más de savoir-faire

Ver más